Por qué el verano es un buen momento para realizar una mudanza
Mudanzas en Torrelodones

Por qué el verano es un buen momento para realizar una mudanza

Si tienes que cambiar de casa en los próximos meses, ¡estás de suerte! Porque aunque tú no lo creas y pienses que es el peor momento del año, en este post te explicamos con detalle porqué el verano es una muy buen época para efectuar mudanzas en Torrelodones o en cualquier otra parte de la Comunidad de Madrid.

Es cierto que cualquier día puede parecer igual de estresante para realizar una mudanza. Sin embargo, los meses de verano resultan un poco más propicios al existir ciertos elementos que juegan a favor y contribuyen a facilitar el traslado de domicilio. A continuación te contamos cuáles son esos elementos.

¿Una mudanza en verano?

 

Efectivamente, el verano es buen momento para realizar una mudanza. Ya sabemos que con este calor solo piensas en chapuzones en la piscina y en tardes de terraza y cañitas, pero el verano es el periodo año ideal por los siguientes motivos:

La meteorología

Aunque parezca precisamente lo peor que tiene esta época del año de cara a realizar mudanzas en Torrelodones, lo cierto es que se trata de todo lo contrario: uno de los principales aspectos a valorar.  Ten en cuenta que, en verano, los días son más largos y dispondrás de más horas de luz para para llevar a cabo las tareas propias que rodean toda mudanza sin estar pendiente del reloj.

Por otro lado, y aunque el calor no resulte el compañero ideal para desarrollar actividades que impliquen cierto esfuerzo físico, piensa que trasladar cajas, muebles y enseres bajo una lluvia torrencial o sobre un suelo nevado, resulta todavía menos apetecible. Por eso, realizar una mudanza en verano se vuelve menos complicado que hacerlo en invierno.

El tráfico

Otra de las características del periodo estival es que el tráfico en ciudades como Torrelodones o Pozuelo de Alarcón se reduce notablemente, lo que facilitará los desplazamientos para llevar a cabo la mudanza.

Este aspecto repercutirá positivamente tanto en la rapidez con la que ejecutarás el traslado como en el presupuesto final de la mudanza, que se hará de manera más ágil y sin que sea necesario pasar tanto tiempo atascados en desplazamientos. Además, aparcar cerca de la vivienda (tanto la antigua como la nueva) resultará más fácil en verano con la ciudad más vacía.

El tiempo libre

En verano todo el mundo dispone de más tiempo libre. Ya se trate de vacaciones o de jornadas laborales intensivas, lo cierto es que este tiempo extra te vendrá muy bien para planificar y llevar a cabo la mudanza de manera más organizada. De esta forma, cuando vuelva el otoño y se retomen las actividades más rutinarias, estarás perfectamente instalado/a para seguir tu ritmo de vida habitual.

Si además tienes hijos, realizar la mudanza en verano será más positivo para ellos que no verán alterada su vida diaria, su ritmo de clases, de estudio… e incluso puedes aprovechar para involucrarlos en el proceso que seguro verán como un juego.

 

Si tienes prevista una mudanza, en Mudanzas de la Cruz te recomendamos que, siempre que sea posible, reserves unas fechas de verano para hacerla. Seguro que agradecerás todas las ventajas que te ofrecen estos meses para que tu cambio de casa resulte más rápido y cómodo.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.